fbpx

Sobre mí

¡Hola! Si quieres leer este apartado en el que hablo sobre mí, prepárate, porque voy a contarte una pequeña historia sobre cómo he llegado hasta aquí; seguro que responde a lo que estás buscando.

Mi aprendizaje de la zapatería como oficio comenzó desde pequeño, creciendo en las tiendas de zapatos de mi familia. “Calzados López” y “Calzados Karyn”, en Las Palmas de Gran Canaria. Éste fue ese inicio.

Tiempo después, bajo la tutela de Adolfo “El Pichón” y diferentes maestros zapateros, aprendí el oficio: cómo preparar cada herramienta, y a mí mismo, para la implementación de cada uno de los procesos, tomar medidas de los pies, esculpir la madera de las hormas, transferir el diseño, cortar la piel, montar el zapato… En definitiva, cumplir cada uno de los cientos de pasos que siguen todos una regla rigurosa para que se cumpla el buen hacer de este trabajo. Dentro de estos pasos, hice un lugar para que apareciera mi propia expresión y estilo, mi marca personal.

La búsqueda de la perfección de la técnica es intrínseca en la elaboración manual de cada obra, aunque lo esencial a menudo es invisible para el ojo.

En mi evolución profesional, descubrí que esa búsqueda de lo perfecto no era suficiente. Rápidamente, aprendí lo que significaba para mí la verdadera satisfacción con el acabado. Me pareció que tenía que haber otro tipo de objetivo o meta a seguir que un resultado técnicamente irreprochable. Mi búsqueda me llevó a conocer la personalidad de mis clientes para crear unos productos que los expresen. No hay límites. Como resultado, construyo zapatos y complementos para cada uno de mis clientes.

No hay trabajos personalizados de Fran López, hay trabajos de clientes creados por Fran López. 

Esta es una tienda de demostración para realizar pruebas — no se completará ningún pedido. Descartar